0

COMPENDIO 2000

La globalización ha traído consigo nuevas ideas y paradigmas, nuevos problemas y oportunidades. Por un lado, nos enfrentamos en esta era del conocimiento y mundialización a un desarrollo tecnológico sin precedentes que ha elevado la capacidad de innovación del sistema económico y, por consecuencia, de la productividad.

Es incuestionable que los países que se desarrollan son los que tienen políticas de largo plazo de fomento a la educación, la capacitación, la ciencia y la tecnología; son los que movilizan recursos crecientes, públicos y privados para tal fin, el cual se logra mediante un encadenamiento virtuoso entre esas actividades y su articulación con la economía y las necesidades sociales.

En México, lamentablemente, aun nos falta amalgamar, en una misma perspectiva, los retos que se le plantean a la política económica y a la educación. Parte de ellos derivan del dislocamiento del mercado laboral causado por la obsolescencia de las habilidades aprendidas en el sistema educativo y en la experiencia del trabajo.

De ahí surgen retos económicos y educativos inaplazables, como el de capacitar a los trabajadores cuya preparación está por debajo de la tecnología empleada, reconvertir a aquellos preparados para funciones obsoletas o saturadas de personal, y afrontar el problema de los egresados del sistema educativo que no encuentran empleo u ocupan puestos de nivel inferior a sus capacidades.

También nos falta, como país, incorporar la ciencia y la tecnología en las políticas económicas y sociales, para asignar les los recursos y las prioridades que merecen en la era del conocimiento.

La búsqueda de la ansiada productividad y competitividad no tiene otro camino que sacrificar al empleo y sus remuneraciones cuando faltan las inversiones necesarias en ciencia, tecnología, capacitación y educación. El único objetivo legítimo del desarrollo es el de elevar la calidad de vida de la persona humana, de la familia, de la convivencia en sociedad sin exclusiones.

El Fondo Mexicano para la Educación y el Desarrollo, A.C. ha estimulado, mediante la celebración anual de coloquios internacionales y la edición mensual de un boletín denominado Educación, Productividad y Empleo, la discusión de esas y otras ideas. El propio autor del boletín, Guillermo Knochenhauer, ha editado los materiales publicados durante el año 2000 para incluirlos en este volumen. Esperamos que resulten útiles para el lector interesado en estos temas.

Fernando Solana

TEMAS:

  • Educación
  • Capacitación
  • Productividad
  • Empleo

grijalbo